SOMOS MÚSICA.

Toda la vida pensé que no tenía vicios. Siempre que me lo preguntaban, respondía segura de mi misma: no tomo en exceso, no fumo en exceso, no como en exceso, no bailo pegadito en exceso… en realidad no hago nada en exceso.

Hoy comprobé que si hay algo que consumo en exceso: ¡la música! Todo el tiempo pienso en ella, es parte de mi vida, no hay día ni hora que no cante si quiera una estrofa de alguna canción, no lo hay!!!

Lo confieso: soy adicta a la música. Lo peor es que se me pegan las canciones con una facilidad increíble, y se las pego a los demás también. O sea que para colmo pego vicios, ¡qué estrés!

En mi chamba, en mi carro, en mi casa; en el gym, en la calle, en la plaza: todo lugar es bueno para consumirla. Y cuando estoy en ella, me siento viva 😛

Así que queridos lectores, ahora que se los he confesado, solo les pido un favor: no me ayuden a dejarla!

15/02/11: Fecha real de publicación mental.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s